sábado, 21 de septiembre de 2019

Transfusión de sangre entre familiares cercanos

Mucha gente cree que la transfusión de sangre de un familiar cercano a otro es la más segura, y no es así. Las transfusiones entre familiares muy cercanos no son recomendables. Porque existe una complicación o reacción que se conoce como “injerto contra huésped” (EICHT), que puede ser grave y hasta fatal.  

El injerto contra huésped es la principal complicación de los trasplantes de células sanguíneas donde se conjugan eventos inmunológicos entre el tejido injertado (la sangre) y el organismo receptor. En otro orden, si el banco de sangre respeta con rigurosidad todos los procesos y analíticas pertinentes, las probabilidades de adquirir una enfermedad por transfusión deberían ser casi nulas.

Debemos dejar los prejuicios y fomentar la cultura de la donación de sangre. Si usted donó una pinta de sangre (500 ML) en 4-5 horas su organismo recupera su volumen sanguíneo totalmente. Los glóbulos blancos se recuperan en 12 horas, las plaquetas en 3 días y los glóbulos rojos en 2 meses. Es por eso que debe esperarse al menos dos meses para volver a donar. Toda persona saludable de nuestro país que haya cumplido los 18 años debería ser un donante de sangre y con ello estaríamos resolviendo serios problemas de vida o muerte a mucha gente. Recordando, que la sangre humana es una donación, no un negocio, y que salvar una vida no tiene precio. Y, porque al vender la sangre, se pone en peligro la seguridad de la sangre misma y la salud del que la recibe. Entonces, ante cualquier eventualidad, lo correcto es, que sea el banco el que nos suministre la sangre que ya los ciudadanos hayamos donado.

Aprovecho la ocasión para saludar la reciente inauguración del “Hemocentro Nacional” que deberá estrar en operación en noviembre/2019. Una iniciativa de la vice presidencia de la República, del gabinete de políticas sociales y del Ministerio de Salud Pública. Las donaciones deberán hacerse a este moderno Banco o red nacional de sangre que se encargará de suministrarla a toda la población que la necesite. Saludamos también la Iniciativa de la Pontificia Universidad Católica Madre y Maestra (Campus Santo Tomás de Aquino) que desde hace 4 años patrocina entre sus estudiantes de medicina el “Club de Donantes “cuyas donaciones de sangre en el futuro muy bien podrían hacerse a nuestro Hemocentro Nacional.

Dr. Marcos Díaz Guillén
pediatra-neonatólogo
Santo Domingo
República Dominicana.

viernes, 13 de septiembre de 2019

El trasplante: única cura para la anemia falciforme


La enfermedad de células falciformes a pesar del buen manejo médico actual sigue asociada a una alta morbilidad y a una esperanza de vida muy por debajo a la esperada. El trasplante de médula ósea de progenitores o familiares cercanos compatibles, es la única opción de curación a pesar de que no es fácil encontrar al donante ideal, que es caro y que tiene su tasa de rechazo y muerte. Pudiera ser la solución para el niño falcémico, como lo ha sido para otros con leucemia, talasemias y otras enfermedades.

La anemia falciforme la padecen muchos niños en la R.D., es más común en la raza negra y entre los hispanos, aunque se ve en cualquier otra raza. Es una enfermedad hereditaria en la que los glóbulos rojos contienen una proteína anormal que los hace menos flexibles, que les cambia su estructura y que a su vez los lleva a romperse y a apiñarse en los pequeños vasos sanguíneos e impedir que el oxígeno llegue a los distintos órganos y tejidos. El paciente falcémico va a padecer de anemia severa, fallo cardiaco, crisis de dolor severo, accidentes cerebro vasculares y otras complicaciones que le predisponen a morir más joven.

El tratamiento médico actual es paliativo o sintomático, no cura la enfermedad y consiste en el uso a largo plazo de antibióticos para evitar las infecciones, analgésicos para los dolores que son insoportables, transfusiones frecuentes de sangre y, el uso de la hidroxiurea que es un medicamento que ha demostrado que reduce o retrasa las complicaciones y aumenta los niveles de la hemoglobina en la sangre. La única cura demostrada es el trasplante de médula ósea, que debe hacerse antes de los 16 años de edad, que implica disponer de laboratorios muy especializados, donantes difíciles de conseguir, someter al paciente a quimioterapia y radioterapia, y, que la muerte y el rechazo pueden ser sus complicaciones en algunos casos. Sin embargo, la comunidad médico - científica está y debe seguir trabajando en esa línea. ¿Por qué? Porque es una esperanza y la única posibilidad de cura en la actualidad. Porque hasta hoy, la ciencia, la medicina y la tecnología solo han conseguido aliviar y, porque una gran legión de niños falcémicos que sufre junto a sus padres y a sus médicos, merecen esa oportunidad. 

Dr. Marcos Díaz Guillén
pediatra-neonatólogo
Santo Domingo
República Dominicana.


sábado, 7 de septiembre de 2019

Listeriosis: una infección letal

La listeriosis es una infección producida por una bacteria llamada listeria monocytogenes. Es una infección casi inocua en la mayoría de las personas sanas, pero que puede ser letal para el recién nacido cuando la mujer la adquiere en el embarazo y en las personas con un sistema inmunológico debilitado. Recientemente se han reportado brotes en España y otros países de Europa, y en los EE.UU. se han infectado unas 1, 600 personas con 260 muertes. La mortalidad por listeria va del 10% al 50%.

La embarazada es 10 veces más susceptible de adquirir la infección, ya que el embarazo debilita su sistema inmunológico y la hace más vulnerable no solo a listeria, sino también al toxoplasma, influenza y a otras bacterias y virus que puede transmitir al feto.

¿Cuáles son los síntomas y cómo se adquiere? La listeriosis puede comenzar como una simple afección respiratoria o flu, pasar desapercibida o dar síntomas como fiebre, mal estado general, dolores musculares, diarreas y vómitos. Y, en el recién nacido, ictericia, septicemia, encefalitis y meningitis. Es causa de abortos, natimuertos, bajo peso al nacer y prematuridad; y se adquiere por la boca, en lo que ingerimos: comidas rápidas a base de carnes, hot dogs, patés refrigerados, productos lácteos a base de leche cruda, quesos suaves sin pasteurización como queso fresco, Feta, Brie, Camembert, carne de pescado ahumado y refrigerado. Vegetales crudos sin lavar o mal lavados y mariscos crudos.

Sabemos, que el pescado y los mariscos son excelentes fuentes de minerales, vitaminas y proteínas de alta calidad. Sin embargo, la mujer embarazada, debe ser mucho más cuidadosa. Los productos del mar deberán ingerirse bien cocidos ya que pueden contener listeria y otros parásitos que pueden infectar a la madre y a su bebé tales como ostras, almejas, mariscos, sushi, escalopes o vieiras, salmón ahumado, tuna y otros.

 El diagnóstico de listeriosis se hace por análisis de sangre, orina, y en algunos casos con el examen del líquido cefalorraquídeo del paciente. El tratamiento varía de un paciente a otro dependiendo de la severidad del caso. Se usan antibióticos por 14 días y en los niños una combinación de estos. Si hay meningitis, se usarán por más tiempo, reconociendo que siempre existe la posibilidad de que el niño quede con alguna secuela neurológica.

Fuente: Centers for Disease Control 24/7: Saving lives, protecting people.

Dr. Marcos Díaz Guillén
pediatra-neonatólogo
Santo Domingo
República Dominicana.

domingo, 1 de septiembre de 2019

ADN libre: una revolución diagnóstica


Una nueva revolución en el campo del diagnóstico molecular es la utilización del ADN libre (cell free DNA) en el diagnóstico prenatal fetal, infecciones, detección del rechazo de órganos y en el manejo y tratamiento de enfermedades malignas.

Cuando hay una infección bacteriana, por hongos, virus o parásitos, un ADN distinto es liberado mientras esos patógenos se están multiplicando hasta que mueren. Este ADN libre se puede recuperar en el plasma del paciente e identificar al microorganismo responsable de la infección en cualquier órgano o sistema del cuerpo humano. Este ADN es secuenciado y comparado con cualquiera de los patógenos responsables de la infección clínica. La prueba de laboratorio se conoce como “Karius Test “capaz de identificar hasta mil bacterias, virus, hongos y parásitos y, los resultados se obtienen en 24 horas.

De igual manera, el ADN libre fetal se puede obtener de la sangre de la mujer embarazada y secuenciarse para ver si existe alguna anormalidad en este ADN como sería el caso del síndrome de Down y otras anomalías de los cromosomas. Esta tecnología se puede usar también para detectar rechazo a un órgano trasplantado ya que existen diferencias entre el ADN del donante y el ADN del receptor. Cuando hay rechazo, el ADN del órgano trasplantado es liberado, y puede ser identificado en el plasma del paciente que recibió dicho trasplante. El problema puede detectarse muy temprano, iniciarse rápidamente el tratamiento anti rechazo y hacerse los ajustes para evitar procedimientos invasivos posteriores.

El ADN tumoral libre circulante puede usarse como “biopsia líquida” en los casos en que por su localización al tumor no pueda tomársele una muestra quirúrgica. El ADN libre producto de la multiplicación y muerte rápida de las células cancerosas es liberado a la sangre del paciente, puede hacerse su detección, su monitoreo, y, en los casos de recaídas, un buen seguimiento de la resistencia de las células tumorales.

El ADN libre, que se usa desde hace algunos años en la determinación temprana del sexo y el diagnóstico de enfermedades cromosómicas fetales, es, además, una tecnología sumamente útil, una revolución en la detección rápida de infecciones bacterianas de todo tipo y enfermedades malignas que ponen en peligro la salud y la vida humana.

NOTA: traducción conceptos emitidos por Deepak Kamat, MD, PhD, FAAP. Editor in chief IPA News Letter. Professor of Pediatrics, University of Texas, San Antonio, USA.

Dr. Marcos Díaz Guillén
pediatra-neonatólogo
Santo Domingo
República Domininicana.






martes, 27 de agosto de 2019

Edad ideal para el day care o guardería


La edad ideal para poner al niño en un day care o guardería no existe, porque a los padres no los puede sustituir ninguna guardería. Sin embargo, sin que exista consenso al respecto, se acepta que entre el año y medio y los dos años es un tiempo prudente. A esa edad, el niño habrá recibido el programa completo de sus primeras vacunas, puede caminar, dice sus primeras palabras, se comunica con alguna facilidad y no depende tanto de su madre, juega con otros niños y es más independiente. Sin embargo, la Academia Americana de Psiquiatría Infantil y Adolescentes recomienda los tres años como la mejor edad, porque “sin lugar a dudas, para el niño en sus primeros años de vida su hogar es el mejor lugar”.

Pero la realidad de la sociedad que vivimos es otra. Si usted no dispone de una abuela que, aunque cuida muy bien, no sabe educar ni es su obligación, porque ella ya educó a sus propios hijos, que está cansada, que no sabe poner límites y que su única función es consentir. Entonces, tendrá que decidirse por una desconocida, una muchacha sin educación doméstica, que ha aprendido a comunicarse con las peores palabras, una adolescente que ella misma necesita que la cuiden. En estas circunstancias, la guardería es la única opción, aunque su hijo aún sea un lactante.

 Usted tendrá que elegir y hacerlo bien. Un maternal con un personal especializado, que acepte solo a los niños que pueda dar una atención personalizada y donde su hijo se sienta querido y protegido. Lugar que siempre será costoso y, que independientemente de lo bien calificado que esté, no pasará un mes sin que su hijo adquiera un catarro o moquillo, que no deja de ser una oportunidad para que el niño fortalezca su sistema de defensas y active su memoria inmunológica para cuando más tarde le toque ponerse en contacto con esos mismos virus y bacterias.

Sería un paso hacia una sociedad más justa, que se legisle para que las madres dominicanas puedan disponer de más tiempo con sus hijos antes de reintegrarse a su trabajo después del parto. Que el Estado disponga de suficientes estancias infantiles para los hijos de los servidores públicos, y, que la empresa privada deba contribuir sustancialmente con el costo del maternal de sus empleados.

Dr. Marcos Díaz Guillén
pediatra-neonatólogo
Santo Domingo
República Dominicana.


lunes, 26 de agosto de 2019

Muertes por dengue


El Centro de Investigación y Políticas para Enfermedades Infecciosas (CIDRAP) reportó el primer día de agosto/2019 que más de 1, 300 personas fueron diagnosticadas con dengue en solo 24 horas en un solo hospital de Bangladesh esta semana; el peor brote de dengue en la historia de ese país sudasiático. Y, de acuerdo al periódico The Telegraph del Reino Unido, al menos 41 personas han fallecido por esta enfermedad desde enero a la fecha. Bangladeh, ha tenido 15, 000 casos este año, 5, 000 más que el año 2018 en ese mismo periodo, y, más de 10, 000 se han producido entre junio y julio/2019. Associated Press (AP) informa que Nicaragua también ha reportado un número record. Y de 55, 000 casos al menos sospechosos de dengue, 8 pacientes han fallecido.

En R.D. estamos ante un nuevo brote epidémico de dengue. Y, más allá de la presión mediática para que se diga cuál es la cifra real de muertos, en muchos casos no se dispone de las evidencias médicas y serológicas que los amparen. Entonces, carecería de todo rigor científico diagnosticar muertes solo tomando en cuenta los signos clínicos en una enfermedad que como el dengue simula a muchas otras. Pero, si se están produciendo muertes en medio de un brote epidémico, lo correcto sería pensar que la causa es esa enfermedad, y que los fallecidos por dengue son realmente más que los reportados oficialmente.

 Sin dudas, hay muchas muertes por dengue en R.D. cuando se espera que menos del 1% muera por esta enfermedad. ¿Por qué? Porque el dengue es una enfermedad de la pobreza, y nosotros somos un país pobre, que ha crecido en aspectos materiales, pero que aún es pobre en educación y salud pública, porque históricamente, esto no ha sido la prioridad. Porque la gran mayoría de nuestra población no dispone de agua corriente en sus casas, la almacenan y lo hacen mal. Porque no existe un control sistemático y permanente del mosquito transmisor. Y, porque lamentablemente, gran parte del personal médico en nuestros hospitales públicos y privados aún no conoce la fisiopatología y evolución propia de la enfermedad y, el paciente se nos muere consciente, hablando con nosotros, sin darnos cuenta que se nos metió en shock por dengue.

Referencia:  Center for Infectious Disease Research and Policy (CIDRAP). News Scan for august 01, 2019. CDC.

Dr. Marcos Díaz Guillén
pediatra-neonatólogo
Santo Domingo
República Dominicana.


domingo, 18 de agosto de 2019

El niño y la poesía


La poesía es, la poesía es palabra que toma conciencia. La poesía es, la poesía es palabra que mueve a las piedras, la poesía es palabra que debe alumbrar (Luis Edo. Auté). “La poesía es la música y el baile de las palabras, a través de la poesía, los niños pueden transmitir sentimientos y emociones y hacer volar su imaginación y fantasía”. Y, Don Mariano Lebrón Saviñón dijo, que la fuerza de la poesía radica, sustancialmente, en su lenguaje y en la forma en que ese lenguaje transmite una esencialidad y una visión del mundo y de la vida.

En el tiempo del calentamiento planetario, en el que el niño es el más vulnerable, que enferma y padece epidemias, desprotegido en las calles y en los hogares rotos. Es deber del Estado en las escuelas y tandas extendidas, ofrecerle además de la alimentación e instrucción tradicionales; un acercamiento a las artes y a la poesía, que es alimento para su espíritu.

“La poesía, con su ritmo y melodía, lleva a los niños de la mano hasta la esencia de las palabras”. Les enseña a expresarse con amor, a cultivar y cuidar las palabras y el lenguaje, y, desde el punto de vista del aprendizaje, favorece la memoria, mejora la dicción, motiva la expresión del lenguaje, despierta sentimientos, y es una oportunidad formidable para el cultivo de la escritura. La poesía puede despertar en el niño que usted menos sospecha, al gran escritor que permanecía dormido. Poetas y escritores de la humanidad, fueron niños muy pobres y desafortunados, sin hogar y sin oportunidades, pero que en algún momento tuvieron contacto con la poesía que les cambió la vida.

La poesía, así como los cuentos, son un medio de transmisión de valores. Poemas o cuentos cortos que hablan al amor, al país, especiales para niños, despiertan en ellos sentimientos de valor universal: el amor de pareja, la paz, la justicia, la amistad, la familia. Admiración por la naturaleza, los ríos y a los mares. Son, una oportunidad para alimentar el alma, la espiritualidad y la formación de mejores ciudadanos. (A la memoria de Don Mariano Lebrón Saviñón, Poeta, humanista y pediatra. Pasado presidente de nuestra Sociedad Dominicana de Pediatría, en el 97 aniversario de su nacimiento).

Fuente: “Los beneficios de la poesía, de los poemas, de los versos y las rimas para los niños”. Vilma Medina, directora de Guíainfantil.com, 13 de febrero/2019.

Dr. Marcos Díaz Guillén
pediatra-neonatólogo
Santo Domingo
Republica Dominicana.