miércoles, 22 de febrero de 2017

Anestesia y neurodesarrollo

Desde que se conocieron los primeros estudios en el año 1999 sobre los efectos no deseados de la anestesia general  y los sedantes en animales de experimentación, la Administración de alimentos y drogas de los EE.UU. (FDA) ha estado investigando para ver si pasaba lo mismo en el feto humano. Los efectos en el desarrollo cerebral del niño pueden manifestarse si la mujer embarazada recibe anestesia general prolongada, si  el niño recibe ese mismo tipo de anestesia, o si es anestesiado repetidas veces a temprana edad.

Cuando el niño por debajo de los 3 años de edad recibe anestesia general por  tres horas o más o  repetidas veces, se han encontrado efectos sobre su neurodesarrollo a largo plazo. Reconociéndose que,  dichos efectos, aún son de difícil interpretación, pues no está claro, si son consecuencia de la enfermedad que provocó la cirugía o de la anestesia como tal. Sin embargo, el tema preocupa a la comunidad médica mundial, y plantea la posibilidad de tener que revisar el tipo y la calidad de los anestésicos y sedantes que usamos en los niños, así como acortar el tiempo quirúrgico y anestésico, o posponer para una edad más tardía toda cirugía que no ponga en juego su vida.

El 14 de diciembre/2016 la FDA en su informe “Drug Safety Communication” sobre  drogas y  seguridad advirtió: “que la sedación y anestesia general usadas en niños por debajo de los 3 años de edad y en la mujer embarazada en su tercer trimestre de gestación, por tres horas o más o repetidas veces, puede afectar el desarrollo del cerebro en esos niños”. Lo que dio lugar a la obligatoriedad de poner un llamado de advertencia en once productos de uso común en anestesia general incluyendo al Sevoflurane y agentes para uso intravenoso como el Propofol, Ketamina, barbitúricos y benzodiacepinas.

La FDA  ha realizado reuniones de su comité de asesores en 2007, 2011 y 2014 para coordinar y financiar  la investigación en este tema, y, se ha unido a la Sociedad Internacional de Investigación Anestesica con la finalidad mitigar la neurotoxicidad relacionada a la anestesia en los niños pequeños. Reconociendo, que se necesita aún más investigación, para poder ofrecer una información más segura. Es un llamado serio de alerta a toda la comunidad médica y científica que tiene que velar por la salud y el bienestar del niño en todo el mundo.
REFERENCIA: Dean B. Andropoulos M.D, M.H.C.M. and Michael F. Greene, M.D. “Anesthesia and Developing Brains – Implications of the FDA Warning”. New England Journal of Medicine. February 8, 2017.

 Dr. Marcos Díaz Guillén
pediatra-neonatólogo
Santo Domingo
República Dominicana

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada